Special K

¿Es una tontería sentirse especial?
Sí.

Porque, al fin y al cabo, somos todos iguales. Todos igual de necios, de inocentes, llenos de falsas esperanzas, pensamientos irreales...
¿Y qué pasa cuando te das cuenta de que no eres para nada especial?
Caes de bruces contra el suelo, y te haces daño.

Imagino un mundo en el que todos somos iguales. Con el mismo pelo, los mismos ojos, la misma nariz, los mismos pies, el mismo cuerpo, la misma inocencia... Completamente idénticos. Y, aún así, habría alguien que se sentiría especial. Todos nos sentiríamos especiales, aun sabiendo que no lo somos. Todos igual de tontos, todos llenos de esperanza.


Inspiración: 0%
Euforia: a 2 días de acelerarse.
Paranoias: 98%

2 comentarios:

Estacionaria dijo...

Por un lado somos todos iguales, pero todas las personas tenemos algo especial que nos diferencia. A algunos se les nota más y quizás sean esos a los que llamen "raros" y otros lo ocultan un poco más, pero todos somos especiales en cierto sentido.

Elena* dijo...

Aunque todos seamos iguales en este mundo, somos especiales en nuestro propio mundo, porque si nos considerasemos iguales a los demás nuestra vida no tendría sentido. Somos protagonistas de nuestra historia, tú de la tuya, la cual escribes tú :)